martes, mayo 29, 2007

dedicatoria XIII


«tu egoísmo y tu soledad
son estrellas en la noche de la mediocridad»
los auténticos decadentes

el i ching dijo revolución.
no me dijo que se iría, con su insomnio, lejos.
dos gatas caminan por el living de una casa.
tengo el queso, pero falta el vino.

no hagan ruido.
he perdido a alguien, no sé por cuánto tiempo.

no pediste y encontraste igual.

domingo, mayo 27, 2007

julio cortázar. de policrítica a la hora de los chacales

cortazar.jpg


de qué sirve escribir la buena prosa,
de qué vale que exponga razones y argumento
si los chacales velan, la manada se tira contra el verbo,
lo mutilan, le sacan lo que quieren, dejan de lado el resto,
vuelven lo blanco negro, el signo más se cambia en signo menos,
los chacales son sabios en los télex,
son las tijeras de la infamia y del malentendido, manada universal, blancos, negros, albinos,
lacayos si no firman y todavía más chacales cuando firman,
de qué sirve escribir midiendo cada frase,
de qué sirve pesar cada acción, cada gesto que expliquen la conducta
si al otro día los periódicos, los consejeros, las agencias,
los policías disfrazados,
los asesores de gorila, los abogados de los trusts
se encargarán de la versión más adecuada para consumo de inocentes o de crápulas,
fabricarán una vez más la mentira que corre, la duda que se instala,
y tanta buena gente en tanto pueblo y tanto campo de tanta tierra nuestra,
que abre su diario y busca su verdad y se encuentra
con la mentira maquillada, los bocados a punto, y va tragando
baba prefabricada, mierda en pulcras columnas, y hay quien cree
y al creer olvida el resto, tantos años de amor y de combate,
porque así es, compadre, los chacales lo saben: la memoria es falible
y como en los contratos, como en los testamentos, el diario de hoy con sus noticias invalida
todo lo precedente, hunde el pasado en la basura de un presente traficado y mentido.

entonces no, mejor sero lo que se es,
decir eso que quema la lengua y el estómago, siempre habrá quien entienda
este lenguaje que del fondo viene...

de policrítica en la hora de los chacales

julio cortázar

jueves, mayo 24, 2007

lo peor...

enganchar el taco en la junta de una baldosa al entrar al aula y caer de boca al piso frente a toda la clase.

actitudes
levantarse como una lady.
responder que estamos bien, mientras sentimos que la rodilla izquierda supera su tamaño ideal,
hacer caso omiso a las risas del grupito de atrás.
seguir con el monólogo de hamlet después de preguntar en qué página habíamos dejado.

decisión
de ahora en más, ir a trabajar siempre en zapatillas.


to be or not to be. that is the question.

martes, mayo 22, 2007

cuestiones...

posiblemente, en diez minutos borre este post. pero ahora, que soy mala, me pregunto: por qué muchas de las mujeres que 'escriben' en blogs se ponen nombres de flores: azucena, orquídea, rosa... y tienen flores como fondos y flores como entradas y fotos de ellas mismas oliendo flores y flores por todos lados y adjetivan sus composiciones con melodramas de flores?
tan inseguras son de su femeneidad?
nada mejor que la violencia.

lunes, mayo 21, 2007

aquellas pequeñas cosas...


a los doce años robó un libro de la storni de la biblioteca de su colegio.
a los catorce escribió su primer poema.
años más tarde, perdió su virginidad.
quemó sus diarios y sus cuadernos de recortes, a los dieciocho.

exorcismos.
ella sabe que duele quemar.
hasta la madrugada sobre el fango de la calle.
en un cajón, aquella carta le devuelve la canción de la dormida.

las palabras son para decirla, irremediablemente, una vez más.


domingo, mayo 20, 2007

el siglo


sebastianosmall.jpgsebastianosmall.jpg



el siglo

mi siglo, mi bestia, ¿hay alguien
que pueda escudriñar tus ojos
y con su propia sangre fundir
dos centurias
que justifiquen tu osamenta?
la sangre creadora mana desde la garganta terrenal,
y los parásitos tiemblan
en el umbral de los días por venir.

en tanto la criatura se mantenga con vida,
la médula debe darse a luz,
mientras la columna oculta
distrae el oleaje.
han restituido la cima de la vida
como el cordero ofrecido en sacrificio,
como el dócil cartílago de un niño—
el siglo de la infancia de la tierra.

para liberar la época de su confinamiento
para generar un nuevo mundo,
los desavenidos, los enmarañados días
deberían sonar al unísono como una afinada flauta.
es el siglo que mece las mareas
con la desesperación de la humanidad,
en la maleza el aliento de una serpiente
es la dorada medida del siglo.

aun los retoños se embravecerán
y los inmaduros pimpollos brotarán
pero ¡tu columna vertebral es aplastada,
mi fantástico y despreciable siglo!
en lunática beatitud
miras atrás, cruel y debilitado,
como la ágil bestia que fuiste,
las huellas dejadas por tus pies.

la sangre creadora mana
desde la garganta terrenal
el indiferente cartílago de los océanos
salpica con la desesperación del pez buscando la costa.
y la albanega del pájaro se despliega en las alturas
de las húmedas piedras azul cerúleo,
corrientes de agua inundan la inevitable apatía
de tu única herida mortal.

ósip mandelstam, varsovia 1891- vladivostok 1938

versión © silvia camerotto

domingo, mayo 13, 2007

él dijo: «éramos jóvenes y alocados. yo envejecí y vos te enfriaste»


descubre el libro de saint john perse sobre el escritorio.
patti smith titila en la pantalla.
la bruma empuja cerca del arcano.
masticará diez veces el silencio: los archivos se han perdido.
ella tuvo las manos de caricias, la tarde en que mereció ser pintada.

jueves, mayo 03, 2007

un amado espacio de revelaciones





revelaciones

en la noche a tu lado
las palabras son claves, son llaves.
el deseo de morir es rey.

que tu cuerpo sea siempre
un amado espacio de revelaciones

alejandra pizarnik, buenos aires 1937, 1972

martes, mayo 01, 2007

julio cortázar. la foto salió movida

ab67010memory-of-the-time-posters.jpg
La foto salió movida
Un cronopio va a abrir la puerta de calle, y al meter la mano en el bolsillo para sacar la llave lo que saca es una caja de fósforos, entonces este cronopio se aflige mucho y empieza a pensar que si en vez de la llave encuentra los fósforos, sería horrible que el mundo se hubiera desplazado de golpe, y a lo mejor si los fósforos están donde la llave, puede suceder que encuentre la billetera llana de fósforos, y la azucarera llena de dinero, y el piano lleno de azúcar, y la guía del teléfono llena de música, y el ropero lleno de abonados, y la cama llena de trajes, y los floreros llenos de sábanas, y los tranvías llenos de rosas, y los campos llenos de tranvías. Así es que este cronopio se aflige horriblemente y corre a mirarse al espejo, pero como el espejo está algo ladeado lo que ve es el paragüero dle zaguán, y sus presunciones se confirman y estalla en sollozos, cae de rodillas y junta sus manecitas no sabe para qué. Los famas vecinos acuden a consolarlo, y también las esperanzas, pero pasan horas antes de que el cronopio salga de su desesperación y acepte una taza de té, que mira y examina mucho antes de beber, no vaya a pasar que en vez de una taza de té sea un hormiguero o un libro de Samuel Miles.

julio cortázar

marina serrano. formación hospitalaria (selección)

Enfermedad de Charcot Decían que era el suegro del director, alguien acomodado, por eso, lo atendíamos todos los días a las ocho y me...